martes, 20 de julio de 2010

Conocer el cine contemporáneo de India a través de Kuch Kuch Hota Hai (Parte II)

Reacciones: 

Kuch Kuch Hota Hai (Hindi: कुछ कुछ होता है). (1998)


A continuación, nos referimos a un objetivo fundamentalmente de entretenimiento, el cine-espectáculo está presente casi durante toda la película, repleta de elementos distanciadores como la música incidental. Visto desde otra óptica, una vez asimilada la forma, "Bollywood" ha conseguido llevar a otro nivel esa posibilidad expresiva. Por ejemplo, en el caso de las canciones, sirven para expresar los sentimientos de los protagonistas, hacer avanzar la acción y no se concibe el cine sin la música. 

Dicho de otra manera, la música en las películas de Bollywood es lo más importante. En este sentido, para expresar los alcances, por ejemplo, del amor de los personajes, se ha llevado a cabo el rodaje fuera de la India; algunos de los lugares más exóticos que he podido ver hasta ahora son los Alpes suizos y Egipto. Pero no te extrañes de encontrar cualquier lugar del mundo con fines metafóricos. Este es otro elemento importante que ha logrado abrir las fronteras de La India para potenciar el alcance estético de lo que en el género del Musical de occidente tradicionalmente nunca propondría, pues tiene otras connotaciones. 

Asimismo, gran parte de Kuch Kuch Hota Hai ha sido realizada en la isla de Mauricio, durante la canción que da nombre a la película se muestran paisajes que dislocan el tiempo y el espacio, mostrando amplios campos de flores y templos repletos de velas en la misma secuencia. Esto refuerza nuestra idea de que, a través de la estabilidad de la forma o de la cristalización de “Bollywood” como género, más allá de que los recursos estilísticos mencionados y que siempre le han correspondido al cine indio, ha permitido la renovación de su propio lenguaje y su eficacia en otros ámbitos fuera de India. 

Así, pues, Rakesh Roshan ha sistematizado las directrices del arco dramático del cine indio fundamentado en su funcionalidad masiva, en el que la música juega un papel fundamental muy diferente al género del Musical:

None of my films are musical films, but still music plays a very big part. Because only when the song situations are perfect, then can the music director give you a good song. (…) Songs should be part of the story. It should move the story ahead. Even the lyrics and everything should move the story ahead. (en Tejaswini, 2004: 177).

La estética visual, se hace también autónoma, a veces, carente de todo realismo, aboga por la teatralidad. Los focos blancos sirven para crear una atmósfera vapororsa, suave y casi celestial, pero también una base limpia y lisa sobre la que los personajes se convierten en meros ídolos pop. Esto evidencia la autoconciencia del espectáculo que, en otros ámbitos como en occidente, puede malentenderse, naturalmente, como algo "cursi" o mal hecho.
(ir a Parte I)

Regards.